Esta página contine los siguientes artículos:

RADIACIONES SILENCIADAS U OTROS SILENCIOS.

Artículo de Muy Interesante.

Mi contestación a Muy Interesante.

HOLA MAGONIA. (1ª parte)

HOLA MAGONIA. (2ª parte)

HOLA MAGONIA. (3ª Parte)

RADIACIONES SILENCIADAS U OTROS SILENCIOS.

         Acabo de recibir este email: Fundación Vivo Sano: Autonómicas y municipales sin pesticidas, y en él el siguiente enlace:

         Título de la obra: La enfermedad silenciada.

         Autor de la obra: Raúl de la Rosa.

         Que me he descargado gratuitamente, según me dejan, y voy a destripar gratuitamente. No puedo copiar nada, lo voy a intentar, sólo realizaré menciones a sus comentarios. Veamos pues lo que nos depara la lectura.

         En la página 2 dice que estamos expuestos a radiaciones de todo tipo, de acuerdo ¿Qué problemas existen en los pilotos de aviación y las azafatas que están todo el día envueltos en radiaciones electromagnéticas? Nada, absolutamente nada, ninguno está enfermo por ello, ni siquiera por tener el radar en funcionamiento sus ocho horas de trabajo al día, todos los días del año, todos los pilotos de combate y comerciales de todas las compañías del mundo mundial ¿el radar utiliza frecuencia electromagnética?

         Y ¿qué me dicen de las torres de control? ¿qué ocurre con los controladores? ¿les va a dar usted una excusa para otra huelga en pleno verano por culpa de las radiaciones electromagnéticas? Claro que todavía no sé si el radar las utiliza o no.

         El inicio es prometedor.

         En la página 4 dice que es una enfermedad silenciada ¿qué significado tiene o se le da a silenciada? No voy a entrar en ello hasta que él mismo me lo explique. Pero sí le digo Sr Raúl de la Rosa que la enfermedad es curable, que ya lo he dicho y escrito, pero es más, la electrohipersensibilidad es una consecuencia de otras enfermedades y representa a ellas como la fiebre a la gripe, ni más ni menos, podemos calificarla como enfermedad, pues bien, ningún inconveniente.

         Otra cosa: si nadie puede decir de dónde viene cómo puede usted decir de qué manera protegerse si no se sabe qué la produce.

         En la página 9 describe una serie de imprevisiones ¿Puede darme una manera de prever algo así? Muy Sr mío si fuera cierto el primer día del radar de la segunda guerra mundial ya habrían existido casos que nadie ha descrito ¿o es que esos pilotos afectados morían heroicamente en el Canal de la Mancha? Si debió ser eso y nunca se pudo determinar por qué fue su muerte.

         Seguramente en el triángulo de las Bermudas, las ondas electromagnéticas destrozaban y obnubilaban las mentes de los capitanes y pilotos, eso debió ser la causa de tanto accidente.

         En el listado se deja usted el mayor aparato electromagnético del mundo existente, una especie de microondas pero a lo bestia, y curiosamente no le afecta a nadie o nadie lo dice, o no se dan cuenta. Es curioso que empiece usted este estudio con esta ausencia, quizás lo cite usted más adelante, esperaré.

         Por cierto ¿por qué reitera campos electromagnéticos artificiales? ¿Los naturales no causan perjuicios? Debe usted especificar si es así, quizás las ondas en vez de perpendiculares son algo oblicuas y no causan tanto daño o quizás ninguno y ahí está la cura. Porque, digo yo, si la definición es unívoca a qué cuento viene definir como onda artificial lo que también puede ser natural. Grave error. En política se llama parcialidad en física está suspendido, o al menos en electrodinámica.

         Que yo sepa en casa somos cuatro y sólo yo padezco problemas con la electro, en Mallorca a día de hoy somos algo más de 200, respecto a un millón ¿Es esto generalizada o es una manera de hablar irritante y exasperante?

         ¿Qué es una sinergia electromagnética? Es la coordinación que se produce entre dos efectos para producir algo mayor a la suma de los efectos que la producen. ¿Se refiere a que esta coordinación produce mayores efectos negativos en la salud? ¿Quiere decir que el teléfono y la televisión son peor que el teléfono solo? Porque si se refiere a la magnitud amplificada de la señal podríamos estar hablando de interferencia que era lo que mi hermano y yo aprendimos a realizar con una radio galena, eso sí que era primitivo, en todas las televisiones del edificio.

         Un importante científico español no está de acuerdo con usted: Dr Don  Rogelio González Sarmiento, Catedrático de Medicina de la Universidad de Salamanca.

        Su frase: "las ondas electromagnéticas de las antenas de telefonía no provocan cáncer"

«Si los móviles produjeran tumores, todos los varones los tendríamos en los testículos» 

         Bien, ya no es una cuestión de que no exista discusión científica tal y como usted afirma. No todo el mundo opina lo mismo pero usted sólo pone lo que más le interesa, vuelvo a decirle que eso es parcialidad.

         Cuando se crea empleo los de UGT y CC.OO. se quejan porque su cuñado no tiene trabajo, pero no dicen nada del minero que se llevaba la pasta a casa, ni de los cursos de corte de jamón serrano. Seamos justos y sinceros.

         ¿Cuáles son los importantes efectos biológicos que usted no cita? Como tampoco escuché a ningún científico, médico o experto en salud que me haya advertido de mi problema con la electrohipersensibilidad. Nadie, ningún médico en 12 años me ha dicho absolutamente nada ¿He tenido la mala suerte de caer entre médicos y científicos totalmente ignorantes?

         Perdone, tenemos conceptos totalmente opuestos. Y le vuelvo a pedir si como dice “…exponen a miles de millones de personas a radiaciones artificiales que representan un elevado riesgo masivo para la salud” ¿a cuántos miles de millones de personas? Y ¿a qué tipo de radiaciones artificiales?  y ¿a qué tipo de riesgo? porque le recuerdo que el hombre no ha inventado ningún tipo de radiación, son las aplicaciones del hombre, las que usted utiliza al distribuir este libro, las que generan impulsos electromagnéticos al igual que generan el sol o la tierra.

         ¿Va usted en bicicleta? No, por nada.

Pág. 11: La electrohipersensibilidad es un síntoma de que un cuerpo está llegando a su límite de tolerancia. Afirma que después de esto ¿uno se muere, se desintegra, desaparece? Y ¿es una afirmación categórica la forma de desarrollarse?

         En cuanto al desarrollo de la SQM y demás no tienen nada que ver con la exposición o, por lo menos, así lo expongo yo dando una explicación científica a cómo se producen todas estas enfermedades incluído el Alzheimer y la Esclerosis y, de paso, viene la electrohipersensibilidad.

         ¿Sabe usted lo que es un TAC? pues no es más que una onda electromagnética, que sí es cierto que no debe aplicarse en niños o mujeres embarazadas, en eso estamos de acuerdo ¿Será el TAC o algún otro instrumento de tortura hospitalario el causante de tanto problema medioambiental?

         ¿No es usted capaz de nombrar los aparatos hospitalarios que generan ondas electromagnéticas? Le recuerdo que también son artificiales ¿necesarios, innecesarios? Pregúntele a una persona que le pueden detectar un tumor, eso sí, que podría, que quizás, que a lo mejor estaría provocado por ondas electromagnéticas artificiales, siempre artificiales.

         Sólo estoy en la página 11 y “puede provocar el desencadenamiento o la acentuación”. Es que usted no afirma nada “puede” que lo uno o lo contrario.

         Voy a hablarle de la N-acetil-5-metoxitriptamina elemento encontrado en variados animales y plantas, incluso algas. Esta rara fórmula se sintetiza gracias al triptófano y sí se produce principalmente en la glándula pineal, pero sólo hasta los 30 años, y también se produce en los riñones, tiroides, hígado, páncreas, los ovarios, la placenta, el endometrio e incluso en la retina y hay más productores de metoxindol alias melatonina que puede encontrar en el vino tinto y las nueces.

         ¿Ha pensado que el estrés sea el causante todas las molestias que usted cita a continuación? Es decir, si usted padece toda la retahíla un médico le dirá que tiene estrés? Y ahora le hago yo una pregunta, la del millón ¿Puede el estrés causar Síndrome de Sensibilidad Química Múltiple, Fatiga, Fibromialgia, Alzheimer, Electrosensibilidad o Esclerosis?

         Aquí tiene usted a mi persona, como en la violetera, que le afirma que sí y, con la historia de España en la memoria, en la mía al menos le digo: ¿Qué ocurrió con el mandato de Don Adolfo Suarez, Presidente de Gobierno? No con el golpe de Estado, sino con los de su propio partido, terrible estrés a largo plazo. Alzheimer, 20 años después.

         Don Pascual Maragall, alcalde de Barcelona, estrés a largo plazo, Alzheimer otros 15 ó 20 años después. Pero también podemos recordar a Ronald Reagan o Margaet Thatcher, la dama de hierro.

         Leo: “La modificación de los niveles hormonales de melatonina-provocada por la inhibición de esta hormona ante la exposición a campos electromagnéticos-puede causar…”

         1º ¿Existe alguna prueba científica de la inhibición de la melatonina provocada por la exposición a campos electromagnéticos?

         2º ¿Causa o no causa? Puede no es científico.

         3º He de suponer que “la inhibición” provoca disminución de la melatonina. Fíjese que en ningún momento cito hormona, hormonal, porque la modificación será biológica sobre unos parámetros establecidos, sencillamente es un parámetro físico que puede variar como el hierro en sangre. Para usted la inhibición causa modificación ¿en más o en menos? ¿es la que yo tenía siempre? Porque para esta prueba debe usted coger a individuos y realizar la prueba antes de estar enfermo y después, provocándoles la enfermedad por someterles a sus radiaciones artificiales.

         Perdone que no continúe leyendo porque cabría la posibilidad, no lo sé, pero sería posible, aunque hay que estudiar la posibilidad de que haya publicado una irresponsabilidad en cuanto a lo que expresa en su libro. Usted afirme o niegue pero no realice una proclama sobre posibilidades de cáncer, de tumor, de enfermedad o de inhibición o de modificación siempre posible o quién sabe si quizás pero no sabría yo que no he dicho lo que digo.

         Vuelvo a decirle: Atemorizar a la gente injustificadamente es un delito. Utilice y ponga pruebas entre sus párrafos por favor.

         El electromagnetismo se produce en todos los cuerpos que, dado que su temperatura es mayor que los 0º K, o cero absoluto. Es decir, yo en invierno a 15º C emito calor, eso es una onda electromagnética y por eso los alumnos se enferman unos a otros.

         Todos los cuerpos se transmiten ondas electromagnéticas hasta que igualan sus temperaturas, aún en el vacío pues es una onda que no necesita de otro cuerpo para difundirse.

         Por último y para disipar los problemas de salud que quizás, o pudiera ser, el asfalto, que no afecta a nadie, o al menos nadie se queja, es el mayor generador de ondas electromagnéticas y, aunque en distinta longitud de onda, no encontrara un microondas tan efectivo como él.

         ¿Por qué no lo ha nombrado? ¿es esta la enfermedad silenciada?

         Al Sr Miguel Jara yo le escribí personalmente sobre la curación de estas enfermedades, no quiso publicar el contenido ¿forma parte de la enfermedad silenciada?

         Estas enfermedades tienen cura y el electromagnetismo en concreto se basa en un principio electromagnético que un niño de 14 ó 15 años lo resolverá. Vuelvo a decirle a todo el mundo: haga usted la pregunta adecuada y resolverá el dilema, mientras tanto naveguen, divaguen y supongan.

10 de Junio de 2015, Eduardo Casasnovas Susanna.

P.D.: Tienen cura, insisto, yo me he curado.

      

Y ahora sin ánimo de meterme con nadie voy a copiar íntegramente el siguiente artículo de la revista Muy Interesante, de enero 404 página 48: Pánico en las ondas y en concreto el recuadro de la página 51:

Negocios desaprensivos.

Existen en España empresas que han hecho del pánico electromagnético una fuente de ingresos. El entramado más conocido en Madrid está formado por sociedades, asociaciones y fundaciones que fomentan ese miedo-también la quimiofobia- y le sacan partido: venden inútiles artilugios para frenar las ondas; ofrecen asesorías legales y medioambientales; y hasta cuentan con la colaboración de algún médico que diagnostica ese síndrome. Todo, a cambio de costosas facturas. Inventarse una enfermedad, convencer a gente de que la tiene y venderle falsos remedios puede ser un magnífico negocio.

COMO EXORCISTAS CON CRUCIFIJO. Si se despoja del burka a la hipersensibilidad electromagnética, solo quedan declaraciones de afectados, sobrecogedoras, pero no demuestran que su padecimiento tenga una causa orgánica y, mucho menos, que esta sea las ondas de radiofrecuencia. Dejar a esas personas en manos de supuestos expertos, que en realidad venden productos y servicios milagrosos, es como abandonar a alguien que se cree poseido por el diablo ante el crucifijo de un exorcista.

 

Esta es la exposición fidedigna de la revista y sí estoy de acuerdo en parte como expongo en varios sitios, pero no estoy de auerdo con la explicación simplista de la electrosensibilidad que es una parte de una enfermedad que yo tuve y me he curado. Por lo que en breve procuraré explicar algunos de sus puntos.

Luego me rebaten, me dicen que no es posible, lo que quieran pero debatamos.

 

        Eduardo Casasnovas, 26 de enero de 2015.

 

 

 

RESPUESTA A MUY INTERESANTE.

 

         En “muy INTERESANTE”, enero 2005 nº 404, páginas 48 a 52 hay un artículo titulado “Pánico en las ondas” que voy a “destripar” en el sentido de utilizar el bisturí, escoplo, cizalla, gasas, de nada y lo que hiciere falta con motivo de encontrar cualquier resquicio para generar polémica científica. Pasen que la mesa está servida.

 

         Primero: estoy de acuerdo en que existen muchos sacacuartos que no curan y yo he sido el primero o el segundo, me da lo mismo que lo mismo me da, en denunciarlo y la verdad que no sentó nada bien entre los enfermos a los que se lo dije, pero es comprensible, todo el mundo está harto de estar mal y muchísimos más hartos de las opiniones, sin ningún fundamento, de que esto no es una enfermedad. Si alguien te puede mejorar algo vas, pagas y fuera, luego empeoras, vuelves, pagas y ya está.

 

         Para poder opinar debéis leer lo que tengo escrito sobre la SQM y la SFC a las que, por desgracia, suele acompañar la electrosensibilidad y de ella voy a hablar.

 

         Segundo: ¿Cuál es el motivo de la electrosensibilidad? Por definición voy a decir que es la excitación que sufrimos los afectados ante un campo magnético.

¿Qué tipo de campo magnético? Debe ser uniforme y de una suficiente potencia como para alterar la orientación de alguna sustancia ferromagnética alojada en el cuerpo.

 

         ¿Cuál podría ser dicha molécula? La hemozoína es una candidata que se produce en el transcurso de un ataque a los glóbulos rojos tal como ocurre en la malaria. Por lo tanto de facto estoy admitiendo una infección que ahora afirmo que existe pero está oculta, nadie la busca donde está. Indicios. Más que suficientes.

 

         Entre nosotros siempre están altas las THs1 y las THs2 aunque menos, ello implica una movilización del sistema inmune aunque no se detecta la infección ni tampoco se ha buscado nunca. La infección existe y la desvelaré en mi libro, no quiero destriparlo. Por lo tanto tenemos el foco de la infección, tenemos un material removible que puede orientarse según los campos magnéticos llamada hemozoína y tenemos una corriente eléctrica a través de nuestro sistema nervioso.

 

         Para decir que alguna de las corrientes del sistema nervioso se alteran deberíamos admitir que la mielina o parte de ella está dañada, no es continua o uniforme, lo cual es cierto según la teoría que explica este fenómeno por lo que la capa aislante no acaba de cumplir su función. ¿Se podría ver la alteración? Tengo dudas.

 

         Aquí los campos de microondas al no ser continuos no pueden afectar pues estarían orientando el Fe en distintos ángulos continuamente luego no crearían una lámina continua que es de lo que se trata para crear este tipo electrosensibilidad.

 

         Ahora hay que destripar la teoría aunque que conste que ya se la he dado a varios bioquímicos y espero sus respuestas.

 

         No me vale que digan que no existe tal infección pues yo la he padecido, he tenido varias reacciones de Herxheimer y otro par de ataques de la THs2, me he curado y eliminé la electrosensibilidad que es de lo que estamos hablando.

 

          No puedo por tanto admitirles sus teorías basadas en la nada de decir que no existe porque tampoco existía el Bosón de Higgs y existe. 

Finalmente: 

“Por consiguiente la versión actual de la Clasificación Internacional de Enfermedades, de la OMS, CIE 10, (de 1992), incluye el SFC, en su apartado G.93.3, dentro de la categoría de las enfermedades Neurológicas, concretamente la asimila a la Encefalomielitis Miálgica, y no hay razón como para rechazar el tratamiento en ningún Estado Miembro, aduciendo la supuesta inexistencia del trastorno como ocurría anteriormente... pues es una enfermedad neurodegenerativa de desarrollo neurológico y cerebral y no psiquiátrica.”

 

28 de enero de 2015, Eduardo Casasnovas.

 

 

        

        

         

HOLA MAGONIA.  (1ª parte)

          Magonia es una página que ha escrito sobre Sensibilidad electromagnética y otras, esta es mi contestación.

         Sensibilidad electromagnética, Sensibilidad Química Múltiple, Fatiga Crónica y Fibromialgia.

         La electrosensibilidad es una rara enfermedad pues no se conoce su motivación, estamos hablando de entre un 2% admitido y que podría llegar al 5% cuando una enfermedad rara apenas llega al 0,5% de la población.

         El que existan o no las enfermedades en cuanto a una compresión científica, la comprensión médica es posterior, no significa que no existan tales patologías. Para empezar diré que el “ilustre” Siegmund Freud definió la Sensibilidad Química Múltiple en 1892 en el tratamiento de la institutriz inglesa afincada en Viena llamada Lucy. Este episodio fue calificado como de histerismo y que intentó curar con “regresión”.

         He de suponer que la “regresión” como método científico, la podemos englobar junto a los tratamientos pseudocientíficos que se enumeran en los distinos artículos: Reiki, Ecobola, la imposición de manos, y yo añado los tratamientos para eliminar metales pesados o las inyecciones de vitamina C 6.000 veces por encima de lo necesario. Cuando los niveles de vitamina C o los de metales pesados de los enfermos son los normales.

          ¿De qué sirve? Para nada o, bien, para vaciar los bolsillos de los pacientes por parte de los desaprensivos, estoy de acuerdo. ¿Ha realizado la ley, la sanidad o el estamento médico alguna inquisición legal contra ello?

         ¿Qué enfermedad rara tiene su amigo que no la nombra usted? y ¿quién es para decir que sus patologías son reales? ¿cómo puede saber que las patologías de los electrosensibles no son reales? Acaso ¿es médico o es científico su amigo? Sin embargo admitiré sus opiniones como válidas por el mero hecho de que usted admita las mías también como válidas.

         Las patologías de la Electrosensibilidad o la Sensibilidad Química Múltiple que empieza a mezclar son, desde mi punto de vista, dos síntomas de la misma enfermedad a la que añado la Fatiga Crónica y la Fibromialgia. Todo ello es la misma enfermedad que se manifiesta en diversas maneras con un principio químico indudable.

         Todos los productos químicos que afectan y provocan estos síntomas tienen un denominador común, uno solo, único, es más, no es cierto que sean sólo químicos de fabricación humana ya que también afectan otros de “fabricación” natural como son los de ciertos tipos de plantas enmarcados casi todas ellas en un libro: Las plantas de los Dioses. No todas lo provocan el síntoma pero algunas sí.

         Esto a ustedes, médicos, toxicólogos, neurólogos, opinadores, enfermos y demás gente entendida en este arte les debería dar una serie de pistas importantes de cara a lo que es esta enfermedad y cómo se desarrolla.

         La wifi, las antenas o el teléfono no provocan la SQM, eso es un tiro bajo mezclando conceptos de alguien que no se ha expresado bien, supongo ¿Hablamos de Electrosensibilidad o de SQM?

         La Resolución del Consejo de Europa que dice lo que dice es tan política como la declaración de enfermedad política de la Sensibilidad Química Múltiple del CIE9 del Parlamento Español. Una persona debe ser congruente consigo misma y no se puede utilizar el mismo argumento político a favor de que no provoque enfermedad y de que no puede ser enfermedad.

         Una de las dos proposiciones es falsa. Queda usted descalificado por usted mismo para argumentar señor mío pues no puede utilizar el mismo argumento a favor o en contra según su conveniencia¿Y nadie se da cuenta de estas incongruencias?

         Para más aclaraciones este argumento lo utiliza en la Electrosensibilidad y posteriormente en otro artículo sobre la declaración de enfermedad por parte del Parlamento Español.

         Conste que no le veo mala fe contra los enfermos, algo o bastante rebotado sí ¿por qué? me pregunto, parece que traslada su frustación de los medios que cometen el pecado hacia los enfermos que sólo son enfermos con un certificado oficial de enfermo emitido por un médico especialista en la materia.

         Pero es cierto que existe ignorancia sobre estas enfermedades y admito entonces toda la mercadería creada en torno esa ignorancia, pero yo pregunto ¿La ignorancia de quién? ¿Es ignorante el médico que te da un diagnóstico de Sensibilidad Química Múltiple si no existe la enfermedad?, ¿es ignorante el médico que te realiza una quelación? Y con esta pregunta tiro a dar ¿es más ignorante el que opina de lo que no conoce?

          El que no conoce debe ser el médico especialista o el médico inspector de la SS, uno de los dos yerra y para colmo llega un tercero, nada más y nada menos que un Magistrado y dice, en nuestro caso que es una enfermedad profesional. Si la enfermedad no existe y los tres opinan sobre algo que desconocen ¿quién tiene razón?

         Como científico digo: afirmo que estas enfermedades existen. Que he sido diagnosticado de tres de ellas. Que yo me he curado mediante un estudio de larga evaluación y una propuesta de medicación. La curiosidad científica es que se fueron sucediendo episodios que se escribieron años antes y no por mí, sino por varios Doctores en sus tesis de las que tomé toda la información pertinente a esta enfermedad.

         Me gustaría gritaros, ¡CALLAD pardiez¡ ¿de qué serviría? de nada, al igual que tampoco sirve de nada todo lo que escribo aquí: Señores esta enfermedad “SE CURA”, que si quieres arroz Catalina.

         El problema de lo que usted escribe es que es mayor noticia los 7 muertos de un accidente de carretera que la “posibilidad remota” de que un gilipollas perdido por ahí haya podido encontrar la clave para curar estas enfermedades, yo.

         Voy a remitirle datos: el Alzheimer y otras enfermedades del sistema central nos cuestan la friolera de 160.000.000.000, tal como lo lee: ciento sesenta mil millones de euros anuales en Europa. Los tratamientos de estas varias raras enfermedades es poca monta, 3 millones de € diarios. Médicos y departamentos especialistas en estas enfermedades disponen de un dinero para realizar investigaciones.

         ¿Cree alguien que van a aflojar la perdiz? No, con toda seguridad.

         No le parecería más correcto que en el Hospital U N I V E R S I T A R I O, y si quiere lo alargo algo más, al que pertenezco me hubieran llamado para preguntar ¿qué ha hecho?

         Está leyendo el escrito de un desahuciado: 5 operaciones de rodilla, 4 de espaldas, 3 de tabique nasal, 4 de corazón, 5 sten, Sensibilidad, Fatiga, Eslectrosensibilidad, hipotiroidismo y el hígado tocado por la medicación porque tengo alergia a 70 medicamentos y estoy inerme ante el dolor. 24 pastillas diarias para el corazón, el colesterol a 370 y la tensión me sobraba para la de casa y vender otra poca. Era un ingreso en urgencias cada 15 días con problemas cardíacos serios.

         Hoy tengo que vigilar la tensión por lo baja que está, el colesterol está por debajo de 156, sin pastillas, y he dejado la medicación del corazón. Lo curioso es que los análisis fueron tal cual se predecía en los escritos con algunos años de anterioridad y no iban dirigidos a mí, ninguno de estos Doctores me conoce, ninguno de estos Doctores ha cursado medicina.

         Hay en el mundo Doctores que no son médicos y se tienen que currar el título, no se da por definición errónea del diccionario: Docto. Yo no pude acabar por esta enfermedad, era incapaz de pensar o de escribir correctamente. Es la mayor frustación que se puede tener tener todo en tu mente y no poder exteriorizarlo, explicar.

         Yo tengo la capacidad de obtener un maíz transgénico, un trigo sin gluten o un arroz con vitamina A, que la vitamina A mató a más gente en la Guerra de Filipinas que las balas de los propios filipinos. También puedo obtener preparados fitosanitarios que luego podrán ser utilizados en la medicina legal si es conveniente.

         Con todo esto ¿alguien se atreve a contradecirme asegurando que la SQM no es una enfermedad? La señorita Lucy no conocía la SQM ni el majestuoso Siegmund Freud que la calificó de histeria, pero los olores persistían así como todo el cuadro clínico, no eran alucinaciones ni efecto placebo.

         Pero es que este hombre fue el que mandó encerrar a los homosexuales en mariconios, ahora sí lo pongo como a mí me da la gana, y de ahí que no quisieran salir del armario y que su enfermedad era una inversión de la sexualidad y ellos eran invertidos. Y esa opinión de 1892 es la que prevalece en el ámbito médico ¿No creen que se están pasando con el “principio de precaución”?

         La ciencia ha tratado muy mal muchos principios elementales, “el aceite de Lorenzo” y las sardinas, sólo por el “principio de precaución”.

         Muchos enfermos que lean esto se van a felicitar, pero os digo que este señor tiene razón en cuanto a los negocios fraudulentos montados alrededor nuestro ¿Quién se ha curado con ellos? Nadie ¿Ha mejorado alguno? Sí ¿Han vuelto a empeorar? También.

         Como último párrafo informativo: esta enfermedad es de por vida al igual que la medicación. Hace cuatro días cambié un producto por otro que actúa de distinta manera. Necesito encontrar recambios por las alergias y no hacerme resistente a uno y quedarme tirado. A las 24 horas tenía una Fatiga Crónica muy apreciable y a las 48 horas estaba arrastrándome por el suelo, a algunos les gustará lo que leen. Volviendo a la medicación habitual ha vuelto la mejoría. Esto se ha repetido en cuatro ocasiones anteriores y yo continúo con mis pruebas ¿científicas?

         Y, entonces, mis últimas preguntas: ¿qué piensan de esta situación? ¿Es claramente una enfermedad? ¿estoy completamente chiflado, tarumba, histérico?

         Eso sí, no he conseguido que volviera la SQM ni la electrosensibilidad, me imagino que serán a más largo plazo pero no tengo ningunas ganas de probarlo.

         De todas formas ya se han hecho pruebas de resonancia magnética en las que se detecta la Sensibilidad Química Múltiple, y son del Hospital Clinic del año 2010. Debería estar usted mejor informado.

         2 de febrero de 2015, Eduardo Casasnovas Susanna.

Tengo dos artículos más que pienso destripar, no os lo perdáis. Enfermos de SQM, de SFC de EHS y e SFM estar atentos que va por vosotros. Pasad la honda a los demás y contadme que no puedo estar al loro de todo.

HOLA MAGONIA (2ª Parte)

 

Sensibilidad química múltiple: una etiqueta alarmista para una enfermedad que no existe.

         Como ya le dije no sólo las sustancias químicas sintéticas nos ponen enfermos, eso es una deformación que hay que ir corrigiendo. El tomate, la naranja, el vinagre, el vino, el humo de cualquier tipo, la Brugmansia suaveolens y otras especies, la Tevetia peruviana y otras más. Pero fíjese: existen productos que podemos comer pero no podemos oler. El aceite de oliva mientras fríe y los sofritos, especialmente de cebolla. Acroleína que es un producto explosivo que provoca explosiones en cocinas mal ventiladas.

         Si usted tiene la paciencia de encontrar el estudio de Lucy de Siegmund Freud  verá que el problema empieza porque se quema la harina con la que están cocinando sus protegidas. Humo señor, humo, acroleína. Finalmente se le olvida el pegadizo olor de la harina, supongo que ya no se quemaba ni ella atendía cocina como buena institutriz, y lo sustituye por olor a tabaco. El marido se queda viudo y ¿qué hace? Va a fumar junto a la institutriz para ligársela, Freud no lo dice pero comenta: pues todo el personal se puso en su contra para que se fuera y ella fue a hablar con el abuelo y el padre y la situación mejoró.

         Me imagino la siguiente situación: el padre de las niñas y jefe de Lucy va por las noches a su habitación. Como es un gerifalte inglés aunque vive en Viena posiblemente utiliza colonia. Amigo mío qué pecado para una persona que padece SQM, y eso sin saberlo ella, no hay efecto placebo. ¿Se lo imagina encima de la niña? pues apenas llega a los 23, hablo de memoria, y con el bigote con olor a puro casi dentro de su boca.

         Convulsiones, levantarse violentamente y huir, huyes al lugar más lejano posible, descalza y desnuda en el invierno vienés. Histerismo, no se preocupe que yo la curaré. Fíjese si debía tener dinero que la manda directamente a la persona con mayor poder en aquel tiempo de los médicos neurólogos y psiquiatras del Mundo, figura que aún hoy perdura aunque ya cuestionada. Cuando vio el derrumbe moral y físico al que sometieron a los “invertidos” en los mariconios dijo: yo no me he metido con la cuestión moral.

         ¿Cómo puede usted decirme que esta chiquita despreció toda esa fortuna y convertirse en la reina de Saba? Le aconsejo la lectura si lo que desea es tener una compresión histórica de esta enfermedad y a muchos médicos que la niegan. Está contada desde el punto de vista de la ignorancia de que exista y por ello su descripción es tan válida e interesante científicamente y es la que hoy hace cualquier afectada.

         Fíjense que Lucy es hembra y yo he finalizado con la palabra afectada. El 85% de los enfermos son mujeres ¿por qué? también tengo la respuesta y es muy sencilla. Pero me fui más atrás y esto ya son suposiciones mías, muy asentadas en razonamiento y lógica pero sin base científica pues los escritos ni son claros ni definen una situación particular de la que deducir algo.

         El asunto es que con la Inquisición en la Edad Media se mataron a unos seis millones de mujeres por brujería en unos 400 años. En España sólo murieron 3.000 pero tenemos la fama y la cardaron en Alemania y alrededores. Como os digo las quemaban vivas, como al pobre piloto jordano, y una de las pruebas en cuanto a la culpabilidad por brujería eran las convulsiones y gritos “histéricos” por acercarles amoniaco que en aquel entonces se utilizaba para limpieza de la ropa, realzar los colores y para limpiarse los dientes.

         Cómo se obtenía el amoniaco, pues de la manera más fácil, sencilla y barata: se ponían botes en las calles y escaleras en donde la gente orinaba y todo ello era lo que se utilizaba para lo dicho anteriormente. Era obligatorio mear en el bote.

         Tampoco es “cualquier sustancia a nivel muy por debajo del considerado seguro” sino todas aquellas sustancias que cumplen una determinada propiedad y sólo ellas. Si usted busca definiciones médicas oficiales encontrará que la definición dice que las sustancias no guardan relación entre sí, eso es falso, tienen un denominador común, una propiedad fisiológica idéntica en todas ellas.

         Vamos despacio para no enfadarnos. ¿Quién soy yo para realizar tales afirmaciones? La persona que ha investigado y relacionado estas propiedades porque a nadie se le ha ocurrido realizar.

         Como ya dije y expresé para encontrar una respuesta válida a todo este galimatías hay que realizar una pregunta correcta ¿Se han realizado los médicos a ellos mismos dicha pregunta? No, sencillamente han realizado una equiparación con otros tipos de enfermedades que no son explicables, como la hipertensión, y te meten en el mismo saco: Enfermedad somática y de paso investigan la enfermedad desde el punto de vista de los locos, deja dinero al departamento y se llevan años, muchísimos años realizando encuestas sin llegar a ningún resultado como los que usted describe pero, eso sí, todos los años recibe la incuestionable aportación económica al departamento para estudiar la enfermedad.

         Ya sabe la frase: mientras el sabio señala la luna los demás miran el dedo. Y yo concluyo que mientras el dedo no apunte a ningún lado nos van a marear mirando el dedo.

         La desgracia para los enfermos es que nadie encontrará la solución y seguiremos en bandos opuestos. Yo ya encontré mi solución, veremos si es cierta y se admite científicamente. Habrá revuelo se lo aseguro.

5 de enero de 2015, Eduardo Casasnovas Susanna.

 

Magonia (3ª Parte)

 

         Voy a empezar definiendo un poco estos tipos de enfermedades, aunque la más en boga o alarmista es la Sensibilidad Química Múltiple, SQM, que suele ir acompañada de Síndrome de Fatiga Crónica, SFC, Electrohipersensibilidad, EHS, y quizás Fibromialgia aunque esta última suele presentarse sola o acompañada de las dos últimas. Pero existen casos en los que se presentan las cuatro juntas.

         El que los periodistas presenten una enfermedad de este tipo es malo, muy malo. Este accidente ha sido un “auténtico” accidente; la carretera helada es una “auténtica” pista de hielo; las inundaciones del Ebro son una “auténtica” catástrofe. ¿Quiere ello decir que de otra forma no son auténticas? No, sencillamente el vocabulario es corto, muy finito y con una “auténtica” variedad limitada de palabras. La corresponsal de Londres no sabe hablar sino mueve las manos.

         Quisiera que muchos de ustedes hubieran escuchado hablar al gran maestro, al padre y abuelo, a Matías Prats retrasmitiendo el partido más insulso y aburrido que ustedes se pudieran imaginar y convirtiéndolo en la mejor descripción de la sociedad española. El fue, en esos momentos, el “auténtico” inventor de la suegra de Juanito que no era sevillana pero tenía una cuñada que era la prima de alguien que…, era capaz de contar el solo lo que hoy necesita un programa con 17 personas y una periodista de “prestigio”.

         ¿Dónde están los informes que avalen que esta enfermedad es un progreso tecnológico? Para estudiarla me he remontado a lo que hacían nuestros antepasados hace 45 millones de años, he incidido en los últimos 700.000 años con el dominio del fuego y luego en el alcance más significativo de nuestra civilización de estos 30.000 años hacia acá: la agricultura y el asentamiento humano.

         Estoy estudiando escritos de la Edad Media y de Freud de 1892 para que venga alguien a decir “la industrialización” ¿en base a qué? ¿quién dice semejante sandez? Con perdón. Esta es una enfermedad, ENFERMEDAD, oportunista que se aprovecha de todo aquello que le pueda beneficiar ¿insecticidas? Bienvenidos ¿estrés? Fantástico ¿mala comida? Fenomenal, todo le va fantástico.

         No quiero destripar mi libro pero ya ve que incido en muchos sitios en el tipo de comida y en la manera de comer que viene de antaño. En cuanto a la industrialización de la comida le daré la razón y si tiene la capacidad de investigar observará que las alergias a las comidas, o sea a ciertos productos que se añaden de manera artificial, están aumentando sobremanera. ¿Puede que este también pudiera ser un principio de estas enfermedades? lo dudo pero no es descartable, la ciencia no puede cerrar ninguna puerta sin mirar antes dentro, ni debe hacerlo pues sería la prepotencia del que sabe “más”, ¿más que quién?

         Ahora veo el párrafo de las posesiones demoníacas, esto lo nombro en la segunda parte: la Inquisición quemó a seis millones de mujeres muchas de ellas asociadas a las convulsiones que les producía el amoniaco y las tildaban de brujas.

         Yo no he visto el vídeo del cruel asesinato del piloto jordano pero usted lo debería mirar y pensar en la gente que fue cruelmente asesinada en nombre del progreso. Esas mujeres comían mal, eran violadas y su estrés hacía que su sistema inmune no funcionara y la enfermedad oportunista comenzara sus funciones.

         No es el lugar de una clase de medicina pero si el estrés es duradero el cortisol afecta al sistema inmunitario dejándolo muy anulado ¿algún médico está de acuerdo conmigo? ¿les gustaría una perorata sobre este tema? La hormona de la huída…, las mujeres…, el problema es admitir que esta es una enfermedad y por tanto existe una infección. No cierren esa puerta manteniendo abierta sólo la de la locura, no metan a la gente en la “Olorquería” porque ustedes no comprendan y todo debe responder a la ciencia según la conocen ustedes. Evolucionen.

         La evolución es lenta e imparable. Es lenta porque debe saber si el cambio efectuado es correcto o no. Es imparable porque en el momento en que lo haga la vida dejará de existir

         ¿Hablamos de una infección? Pues qué significa que la mayoría de la gente con SQM tenga elevados los THs1 y a veces los THs2, los proinflamatorios, los de los dolores articulares, los de la Fatiga Crónica y la Fibromialgia. Quizás esté equivocado pero lo encontré en un montón de estudios médicos referentes a ello. Los TH pertenecen al sistema inmunitario y no deberían estar, pero se encuentran.

         Son tantas las evidencias científicas que alucino.

         Por tanto para hacer creíble un reportaje ustedes deben informarse de todo el entorno de los enfermos y de la enfermedad ¿Saben lo que han conseguido señores periodistas? Que la gente se ría de nosotros los enfermos igual que nos reíamos de las “caras de Bélmez” pero también de ustedes por presentar este tipo de reportajes tal como lo hacen.

         Los periodistas, yo escribía en El Mundo, al igual que los políticos se creen lo que dicen y sólo es verdad lo que dicen, no es necesario rectificar: “siempre hay gente disgustada que necesita protestar”.

         Humildad señores, yo debo ser el primero pues afirmo algo que nadie ha sido capaz de hacer, puedo estar equivocado, pero podría ser que no y facilitar la vida a muchas personas enfermas ¿qué hacemos? Dejar que la disyuntiva se disuelva en el tiempo, los enfermos lo pasen mal y, un día de repente, surge la idea dentro del colectivo adecuado y se da como buena.

         Continuaré peleando por que los enfermos sean tratados como tales, pero también debo incitarles a que se levanten y quieran curarse y no sé qué táctica es mejor, compadecerlos o darles cuatro gritos.

         A los familiares les pediría que les buscarais un motivo para curarse, yo lo tuve y lo conseguí. Fueron muchas casualidades juntas y las aproveché y os las estoy ofreciendo a todas vosotras. Es cierto que esto es duro, muy duro pero podéis.

         En cuanto al autor del artículo de MAGONIA le diré que sí existen evidencias científicas que determinan la SQM con escáner con contraste, Hospital Clinic de Barcelona 2010, y no son nada alagüeñas para los enfermos si la teoría se confirma.

         Pasad el artículo, hay gente que lo necesita y algún amigo tiene a una conocida enferma que necesita ánimos. Dárselos.

6 de Febrero de 2015, Eduardo Casasnovas Susanna.